Para todo aquel que ha leído la sagrada Biblia el nombre de Leviatán seguramente le es familiar. Y para quienes aún no conocen  o solo han llegado a escuchar la mención de dicho nombre, vamos a mostrar a continuación información relevante en relación a dicha criatura mitológica. De modo que puedas entender de donde surgió y qué fue lo que hizo según la mitología esta criatura.

¿Qué necesitas conocer sobre el LEVIATÁN?

Hablando de su apariencia física se puede decir que un gran número de interpretaciones de esta criatura, le han atribuido un aspecto alargado como el de una serpiente de mar. Otras descripciones lo muestran como una especie de ballena o cachalote.

Lo que sí es seguro es que, sin importar la apariencia física que se le asigne al Leviatán esta criatura tiene una estrecha relación con el caos previo a la creación.

El Leviatán proviene de la cultura hebrea. En esta se menciona varias veces dentro de los textos de la tradición judeocristiana como el libro de Job y el libro de los Salmos.

Asimismo, se encuentra asociada con el mal. Por lo que, no es de extrañar que el Leviatán sea una de las principales adoraciones dentro de la fe satánica. De hecho, en esta, se le ve como uno de los cuatro príncipes del infierno.

El LEVIATÁN dentro de otros contextos

Esto tiene conexión con los tiempos o la época relacionada con los viajes de exploración naval. Donde se pudo apreciar un incremento en relación a las leyendas que hacían mención a fenómenos extraordinarios vividos por los marineros en altamar.

Dicho esto, cabe señalar que la leyenda de Leviatán en estos tiempos tomó nuevamente vigor e importancia.  Sin embargo, ya no es visto como un personaje o criatura bíblica. Y es que, el nombre o término Leviatán se utilizó como un genérico para llamar a todos los monstruos marinos que eran descritos por los viajeros marinos.

Dichos monstruos, la mayor parte de las veces, eran vistos como ballenas y nadaban rápidamente alrededor de las naves. Hasta llegar a crear un remolino y así se preparaban para devorar las naves completas con todo y tripulantes.

¿Cómo es la presencia del LEVIATÁN en la Biblia?

Ya está bien establecido y claro que “Leviatán” es el nombre que la Biblia concedió y con el que se hace referencia a uno de los tantos monstruos que pueden encontrarse dentro del Antiguo Testamento.

Se cree que el vocablo liwyātān lo que en Hebreo seria Leviatán, tiene como significado  “el que se enrosca” o “el que serpentea”. Es entonces imaginado como una criatura “gigante con apariencia de serpiente” que habita las aguas del océano. Este siembra el caos por todo lugar donde pasa y nadie se atreve a despertar su poder destructor. Mismo que solo la divinidad es capaz de confrontar.

De hecho, es en el Antiguo Testamento se menciona que es el poder de Dios lo único que es capaz de aplastarlo y destruirlo.

Más información bíblica en relación a esta criatura

Algunos pasajes de la Biblia describen a esta bestia como una criatura que escupe fuego y presenta un cuerpo muy parecido a los dragones descritos en la literatura caballeresca. Además de estar cubierto de escamas impenetrables.

De igual modo, en el libro de los Salmos se hace mención al hecho de que Dios lo creó como a las restantes criaturas de la tierra. Sin embargo, esto no fue un impedimento para que el mismo Dios lo destruyese. ¿Cómo lo hizo? partiéndolo por la mitad y aplastando sus múltiples cabezas, siendo sus restos utilizados para alimentar a los tiburones.

Aunque en la Biblia solo se hace mención del Leviatán seis veces, hay que señalar que su impacto cultural dentro de las tradiciones religiosas hebreas y cristianas ha trascendido más allá de la aparente modestia de su figura.

El filósofo Hobbes por ejemplo, hizo uso de dicha criatura en su obra política Leviatán para hacer referencia al Estado. Mientras que la cultura popular y la música metal, han utilizado a este monstruo con el fin de evocar imágenes que representen poder, negrura y terribilidad.

También podría interesarte leer: ¿ Quien es Lucifer?

¿Qué es LEVIATÁN y cuál es su significado?
Foto vía: Pixabay

¿Cuáles son los antecedentes del LEVIATÁN?

Vista como una criatura que es la encarnación de un poder oscuro, peligroso y desestabilizante el Leviatán cuenta con una parentela mitológica dentro de lo que es el Oriente antiguo. Pues, se le emparenta etimológicamente con el Lītānu o Lotan perteneciente a las religiones cananeas. En donde es el servidor del dios marino Yammu que Hadad (o Ba’al) logra vencer, según lo señalado en el Ciclo de Baal.

Tiamat es otra de las criaturas con la que se emparenta al Leviatán, siendo Tiamat el símbolo del caos, de la creación primordial y mostrado como una mujer, representando la belleza de lo femenino, así como el caos del nacimiento de la creación. Es una diosa primordial del océano, quien procrea junto con Apsú, dios del agua dulce, a los dioses jóvenes.

Egipto y Grecia también muestran sus propias versiones del Leviatán, la  Ilíada homérica nos dice que Zeus venció a Tifón, una colosal criatura alada con un aspecto draconiano. Cuyo poder era asociado a los huracanes así como, a los volcanes y los abismos.

Asimismo tenemos a Apofis, la serpiente egipcia que intenta obstaculizar el viaje del sol a través del mundo de los muertos, y su peligrosidad hace recordar al mismo Leviatán.

¿Qué es el LEVIATÁN de Hobbes?

El Leviathan, en inglés, o Leviatán como se conoce popularmente, se trata de una obra literaria. Siendo la más importante y resaltante del filósofo, político y pensador inglés del siglo XVII; Thomas Hobbes.

En dicha obra el autor escribe con espléndida maestría y hace referencia al monstruo bíblico más temido para poder explicar y justificar la existencia de un “Estado absolutista” que subyuga a sus ciudadanos.

Esta obra se publicó en el año de 1651 y posteriormente ha sido de gran inspiración dentro de las ciencias políticas. Además, paradójicamente, es la evolución de lo que se conoce como; derecho social.

¿De qué trata este libro?

Es un libro conformado por 4 partes y en este se explica la relación entre el hombre y el Estado. Gracias a un pacto consensuado en la relación de poder existente entre gobernados y mandatario. Entonces, el gobierno o Leviatán sería una figura terrorífica pero necesaria. Pues, Hobbes señala que este sirve para hacer que predomine una cierta paz y orden. Aspectos necesarios para que la civilización pueda progresar y los individuos no amenacen o sean víctimas de amenazas y ataques de otros individuos.